¿Cuáles son los motivos para no pagar la pensión alimenticia?

Motivos no pagar pensión alimenticia

El Código Civil contempla las causas por las cuales puede cesar la obligación de pagar la pensión alimenticia a favor de parientes, y alguna específica referida a los hijos y descendientes. Sin embargo, el cese de la obligación de pagar alimentos debe producirse como resultado de un proceso, y nunca puede ser una acción unilateral. 

En este artículo vamos a ver cuáles son los motivos por los que el progenitor alimentante puede liberarse de su obligación de pagar una pensión alimenticia, además de resolver algunas dudas habituales sobre esta materia.

¿Buscas abogado especialista en pensiones alimenticias?

Te ayudamos a encontrar abogado de familia de confianza en tu zona. Tenemos una amplia red de abogados colaboradores en toda España.

Buscar abogado de familia

Escoge en qué zona de España quieres buscar abogado:

Buscar abogado

¿Qué motivos justifican el cese del pago de la pensión alimenticia?

Los motivos por los cuales cesa la obligación de pagar alimentos están recogidos en los artículos 150 y 152 del Código Civil. En primer lugar, cesa la obligación, como es lógico, cuando muere la persona que está obligada a pagarlos, así como quien los recibe. Aparte de ese motivo, no existe obligación de pagar alimentos cuando se da alguna de las siguientes circunstancias: 

  • Si el obligado a darlos ve reducida su fortuna hasta un punto en que no puede pagar la pensión sin desatender sus propias necesidades y las de su familia.
  • Si el beneficiario de la pensión mejora su situación económica y deja de necesitarla. 
  • Si el beneficiario de la pensión incurre en alguna causa contemplada como causa de desheredación, aunque no sea desheredado.
  • Si la situación de necesidad del hijo se debe a su mala conducta o desidia hacia el trabajo. En este caso, se reactivará la obligación de pagar la pensión cuando cese esta causa.

Además, hay que tener en cuenta que la fijación del importe de la pensión se hace teniendo en cuenta los medios económicos del progenitor obligado al pago y las necesidades del hijo, por lo que si cualquiera de estas circunstancias varía, está justificado que se revise la cantidad a pagar, e incluso que se solicite su extinción.

¿Hay obligación de pagar pensión alimenticia a los hijos mayores de edad?

Mientras los hijos son menores de edad o precisan especiales medidas de apoyo a cargo de sus padres, no se discute la procedencia de la pensión alimenticia. Sin embargo, existe la creencia errónea de que la pensión debe desaparecer cuando los hijos cumplen los 18 años.

Esto no es así, al igual que no desaparece la obligación de proporcionarles un hogar, alimentos, vestido y educación a partir de esa edad cuando se convive con ellos, y los hijos no pueden valerse aún por sí mismos ni reciben ingresos propios.

Pero ¿qué pasa si el hijo se niega a estudiar o trabajar? En el caso de los llamados nini, hay que analizar el caso concreto, pero, en principio, la obligación de pagar pensión de alimentos a favor de los hijos mayores de edad desaparecerá si se cumple alguno de los siguientes motivos: 

  • Que el hijo se haya emancipado y ya no viva en el domicilio familiar.
  • Que tenga trabajo y obtenga ingresos propios.
  • Que no estudie ni trabaje por motivos atribuibles a él.
  • Que se niegue a tener relación con el progenitor obligado a pagar la pensión.

En cualquiera de estos casos, se entenderá justificado el cese de la pensión de alimentos, pero para ello es necesario instar un procedimiento de modificación de medidas, ya que no es una decisión que se pueda tomar unilateralmente.

Además, no todos los casos son iguales, y la solución no es la misma para un hijo con 18 años recién cumplidos que para uno de 25, por lo que el juez puede decidir que continúe la pensión durante un tiempo.

¿Cuál es el procedimiento para solicitar la extinción de la pensión alimenticia?

Si se desea solicitar la extinción del pago de la pensión alimenticia a favor de los hijos por alguna de las causas mencionadas, será necesario hacerlo por medio del procedimiento de modificación de medidas, que varía según exista o no acuerdo entre los progenitores.

Si ambos actúan de mutuo acuerdo, basta con presentar ante el mismo juzgado que dictó la sentencia inicial una demanda de modificación de medidas de mutuo acuerdo, acompañada de un convenio regulador de modificación de medidas.

En el convenio se indicará que existen unas medidas adoptadas por una sentencia judicial con motivo de una separación previa, y que ambos progenitores están de acuerdo en que se dan las circunstancias que justifican la extinción de la pensión alimenticia.

Admitida la demanda, se citará a las partes para que se ratifiquen por separado, y posteriormente se dictará sentencia extinguiendo la pensión alimenticia.

Si no existe acuerdo entre los progenitores, habrá que tramitar un procedimiento contencioso para modificación de medidas, que se inicia con la presentación de la demanda contra la otra parte explicando las circunstancias, a la que se acompañará la documentación que ayude a demostrar lo que se afirma.

El demandado tiene 20 días para contestar a la demanda, y una vez contestada, se citará a las partes para el juicio en días posteriores. Durante el procedimiento, ambas partes aportarán todos los medios de prueba de que dispongan para defender sus pretensiones. 

Finalmente, el juez decidirá en sentencia si modifica, mantiene o extingue la pensión alimenticia. Esta sentencia puede ser recurrida.

¿Buscas abogado especialista en derecho de familia?

Te ayudamos a encontrar abogado de familia de confianza en tu zona. Tenemos una amplia red de abogados colaboradores en toda España.

Buscar abogado de familia

Escoge en qué zona de España quieres buscar abogado:

Buscar abogado